'
Hoy reflexionaba sobre la misericordia de Dios sobre mi vida, esa misericordia que provoca que Dios no me de lo que merezco sino que me perdone cada mañana.
Me doy cuenta cómo muchas veces pierdo de vista el valor que tiene esa misericordia que me tendría que llevar a valorar más y más lo que Dios hace por mi.
Parece ser que a veces estamos tan acostumbrados a esa misericordia que ya ni siquiera la valoramos, sino que la vemos como algo normal, cuando en realidad tiene un enorme valor.
La Biblia dice:

“¡el fiel amor del Señor nunca se acaba!
Sus misericordias jamás terminan.
Grande es su fidelidad;
sus misericordias son nuevas cada mañana.”

Lamentaciones 3:22-23 (Nueva Traducción Viviente)
¿Te das cuenta de lo que esto significa?, ¿Te das cuenta lo bendecidos que somos al contar con su amor, son su fidelidad, pero sobre todo con su misericordia?
¿Cómo estamos valorando lo que Dios es y hace por nosotros?, ¿De que forma estamos demostrando lo agradecidos que estamos con Él?
¿Te das cuenta que a veces en lugar de agradecer cada día a Dios por su misericordia lo que hacemos es reclamar, quejarnos, dudar y hasta enojarnos con Él?
¿Qué puedo reclamar a Dios yo?, ¿Qué valor tienen mis reclamos si Él me ha dado más de lo que me merezco?, ¿Cómo puedo quejarme si Dios ha sido infinitamente fiel?, ¿Cómo voy a dudar de sus planes si ellos siempre son perfectos?, ¿Por qué he de enojarme con el dador de vida?
Este día solo tengo palabras de agradecimiento, no quiero pedir nada, no quiero reclamar nada aun cuando Él me halla prometido algo, porque reclamar para mi es cómo que creer que merezco algo cuando en realidad Dios me ha dado más de lo que realmente merezco.
En lugar de reclamar prefiero esperar porque si Él ha prometido seguro cumplirá, no hay porque presionar a Dios, no hay porque apurarlo, Él actúa en tiempos perfectos sin necesidad de mi presión.
Cada día tendría que ser una oportunidad simplemente para agradecer a Dios por lo que ha hecho, que nuestra vida sea un reflejo de agradecimiento por su misericordia, cada día debemos recordar que si estamos acá es porque Él ha tenido misericordia con nosotros.
Sus promesas se cumplirán, tus necesidades serán cubiertas, su fortaleza vendrá a tiempo, su sabiduría te inundará, pero lo más importante de todo esto no es lo que obtendrás, sino lo que ya has obtenido: Su misericordia renovada diariamente sobre tu vida.

¡Gracias Dios porque cada día renuevas sobre mi vida tu misericordia!



Es hora de tratar con tu “Ismael”

“…EL HIJO… [QUE] AGAR… LE HABÍA DADO A LUZ A ABRAHAM, SE BURLABA…” (Génesis 21:9)

Cuando Dios te promete algo y eso no ocurre al instante, es fácil perder la paciencia. Y para empeorar las cosas, generalmente hay alguien cerca que “anota” la promesa, “le pone fecha”, y ¡te la sigue recordando! Cuando eso sucede, empiezas a dudar del Señor y a preguntarte si Él necesita tu ayuda para que llegue a pasar.

Después de que Dios prometiera a Abram que su descendencia se multiplicaría como las estrellas (ver Génesis 15:5), las cosas no ocurrieron muy rápidamente. Así que Abram se puso impaciente y tomó la situación en sus propias manos, engendrando a Ismael con la sierva de su esposa: Agar (ver Génesis 16:1-4). ¡Entonces sus problemas empezaron de verdad!

Cuando llegó su momento, y Dios mandó a Isaac por medio de Sara, su mujer (ver Génesis 21:1,2), los dos niños acabaron viviendo bajo el mismo techo: el mal y el bien, la cizaña y el trigo, creciendo juntos. ¡Ten cuidado! Es posible que seas bendecido en un área de tu vida, mientras que en otra hay un problema creciente que te abrumará si no la tratas.

Un día, Sara pilló a Ismael burlándose de Isaac (ver Génesis 21:9).Esto es lo que pasa si no corriges tus errores; al final “se burlan” de ti y achican tu éxito. Antes que eso ocurra, debes levantarte y decir: “¡Basta ya! Me voy a librar de los obstáculos, hacer un `inventario’ y poner mi vida en orden”. No puedes sobrepasar el problema tan fácilmente cuando se trata de las cosas que amenazan con destruirte. Tienes que tomar una postura. Debes renunciar a que el enemigo mande cualquier cosa a tu vida que socavará la bendición por la cual has estado orando y la que has estado esperando.

“…SARA… DIJO A ABRAHAM: ECHA A ESTA SIERVA Y A SU HIJO…” (Génesis 21:9,10)

Decir: “Échales”, era muy fácil para Sara. ¡Ella no tenía lazos emocionales en el trato! Abraham había criado a este hijo, a quien amaba y que incluso tenía sus rasgos. Pero simplemente por estar dispuesto a tomar responsabilidad sobre tus actos, no significa que no habrán consecuencias duras. Ten cuidado en “dónde te acuestas”; ¡puede que levantarte otra vez no sea tan sencillo como piensas!

Hay cosas en la vida que puedes dejar sin ningún esfuerzo; otras requieren “cada onza de gracia y valor” que tienes. Y es especialmente duro abandonar algo en lo cual puedes verte reflejado; un trabajo que te gusta, la casa donde vives, o una relación a que estás ligado puede ocasionar que quieras mantener las cosas como están. Pero cuando hayas ido lo más lejos posible con tu “Ismael” y estés listo para ver que se cumple la promesa de Dios en tu vida, debes estar dispuesto a renunciar a cualquier cosa que te retenga.

Si te has preguntado alguna vez cómo pudo Abraham soportar sacrificar a su hijo Isaac como holocausto en el Monte Moriah (ver Génesis 22:1-10), recuerda a Ismael. Cuando ya has renunciado algo, es más fácil renunciar de nuevo. Cuando ves a alguien que realmente adora a Dios, seguro que pensarás dos veces antes de llamarlo fanático. Recuerda que detrás del “Aleluya”, a menudo hay un sacrificio.

Génesis12:7 es un relato curioso de cómo Israel está bajo el liderazgo de Josué, tras la cautividad de 400 años en Egipto y 40 años en el desierto. Cuando Dios le dio el liderazgo de Moisés a Josué, le otorgó una promesa fascinante:

“Te prometo a ti lo mismo que le prometí a Moisés: “Dondequiera que pongan los pies los israelitas, estarán pisando la tierra que les he dado”. (Josué 1:3 NTV)

La generación anterior a Josué se dejó envolver de mucho pesimismo, pero Josué, con la misma autoridad que había recibido Moisés, decidió proceder confiando en Dios, en vez de dejarse llevar por el temor. Josué y Caleb, los dos únicos espías que vieron lo que Dios estaba esperando que vean (por sobre lo circunstancial que pudiese estar delante de ellos), vencieron uno a uno a los treinta y un reyes de la tierra de Canaán, pero fue de uno a uno. A veces, queremos que Dios haga lo suyo ya mismo y hacemos denotar con todo el borde en el que estamos.

No es una lucha con Dios en sí, sino con nosotros mismos, de si confiamos en Dios o no: ¡porque Él ya dijo que donde vayamos eso es nuestro! Muchas veces preferimos conformarnos al quedarnos en el mismo lugar, y no nos atrevemos a entrar a territorios desconocidos por mucho que sabemos que el enemigo ya fue derrotado y que ahí hay una victoria para nosotros.

Ahora, si en vez de demorar 40 años deambulando por el desierto hubieran decidido enfrentar los retos de un andar de fe en el que Dios se comprometía a ir totalmente a su lado, hubieran podido extenderle a su siguiente generación algo distinto a tener que pelear las batallas que no se atrevieron a librar. Recuerda: las batallas que tú y yo no queremos pelear, nuestros hijos las tendrán que pelear. Salir a dar pasos de fe es cansado, incómodo y requiere fe.

¿Estás dispuesto? Quizás no va a ser como tú te proyectas, pero el plan siempre va a ser mayor y mejor que lo que lograste proyectar en tus sueños más locos.

LA LEY DE LA SIEMBRA Y LA COSECHA
La ley de la siembra y la cosecha es una ley universal establecida por Dios desde el momento de la creación, y tiene aplicación para todas las áreas, tanto de la naturaleza, como materiales y espirituales.

TEXTO: "Pero esto digo: El que siembra escasamente,  también segará escasamente; y el que siembra generosamente,  generosamente también segará. 2 Corintios 9:6 

Gálatas 6:7  No os engañéis;  Dios no puede ser burlado: pues todo lo que el hombre sembrare,  eso también segará.

1.- ENTIENDE ESTA LEY, PON LA EN PRÁCTICA Y SERAS BENDECIDO.
 Las leyes operan para cualquiera y son aplicables a todos. Si un granjero rico y un granjero pobre siembran la misma cantidad de semillas en el mismo suelo recibirán igual volumen de cosecha. Si un granjero negro y un granjero blanco  siembran la misma cantidad de semilla recibirán el mismo volumen de cosecha.  Las leyes de siembra y de cosecha no son racistas ni hacen distinción entre sexo, funcionarán para cualquiera que las active. 
2.- SI USTED NO SIEMBRA NADA NO COSECHARA NADA.  
¡Esto suena tan obvio que no merece la pena ni aún mencionarlo!
¡No ha sembrado armonia, paz, buenas actitudes, buenas acciones, misericordia, la palabra del evangelio, entonces es un arbol sin frutos!
¡Pero aún hay multitudes de cristianos quienes no han dado una moneda a Dios y aún oran, profetizan, ruegan, suplican, exigen y resisten al diablo para obtener una cosecha espiritual y economica!
¡No hay cosechas sorpresa en el reino natural si usted no ha sembrado ni siquiera una semilla, y tampoco hay cosechas sorpresa en lo espiritual si usted no ha sembrado nada!. 
3.- SU COSECHA ESTARA EN PROPORCION A LO QUE SIEMBRA.
"El que siembra escasamente también segará escasamente; y el que siembra generosamente, generosamente también segará". (2 Cor. 9:6)
4.- SIEMBRE SEMILLAS CON CONOCIMIENTO, CUIDE EL CAMPO Y LE PRODUCIRA UNA BUENA COSECHA
Ningún campesino siembra las semillas y se aleja olvidándose del campo él  lo cuida para que produzca una buena cosecha. El campesino sabe que al sembrar la semilla tiene que arrancar la maleza, despedregar el campo, regarla y cuidar de ella hasta el momento de la cosecha. si tu deseas una buena cosecha en tu vida, si siembras la palabra cuídala y riégala, Siembras amor, cuídalo y riégalo, restaura tus relaciones con las personas y cambia tus actitudes egoistas, llegara el momento en que veras un cambio de actitud de la gente hacia tu persona, te estimaran y amaran mas, no porque seas muy bueno sino por lo que sembraste en ellas. No desmayes que a su tiempo cosecharas lo que siembres.
"Amados hermanos, tengan paciencia mientras esperan el regreso del Señor. Piensen en los agricultores, que con paciencia esperan las lluvias en el otoño y la primavera. Con ansias esperan a que maduren los preciosos cultivos". Sant.5:7
5.- RESPETE EL TIEMPO DE SIEMBRA Y COSECHA.-
Cuando fue la última vez que vio a un granjero sembrar en un día domingo e intentar cosechar el lunes por la mañana!
Desafortunadamente, muchos cristianos intentan portarse bien por un fin de semana y ya exigen que las personas que los rodean olviden de un borron todas las malas actitudes y acciones que sembraron y que tuvieron con ellos toda la vida como si esto fuera suficiente!. o traen alguna ofrendan el domingo a la noche y buscan un sobre lleno de dinero en efectivo el lunes a la mañana.
Una cosecha llega en un momento apropiado cuando Dios considera  el tiempo justo de  entregarla
Mira lo que Dios dijo a traves del algel a cornelio; "Cornelio miró fijamente al ángel y, con mucho temor, le preguntó: «Señor, ¿qué se te ofrece?» Y el ángel le respondió: «Dios ha escuchado tus oraciones, y la ayuda que has dado a otros la ha recibido como una ofrenda."Hech.10:4   Durante muchos años cornelio ha sido un hombre piadoso, sembrando justicia y amor, ayudando a sus semejantes y todas sus acciones que hizo Dios las considero como una ofrenda, al final cornelio cosecho la Salvacion para su familia y amigos. Dios es Justo.
6.- CADA SEMILLA SE REPRODUCE A SI MISMA.- Si un
CAMPESINO quiere naranjas  él no plantará semillas de manzanas dado que cada semilla se reproduce a  sí misma. La palabra dice:Dijo Dios: "Produzca la tierra hierba, plantas que den semilla y árboles frutales que den fruto, Según su especie, cuya semilla esté en él, sobre la tierra." Y fue Así. La tierra produjo hierba, plantas que dan semilla Según su especie, árboles frutales cuya semilla Está en su fruto, Según su especie. Y vio Dios que esto era bueno. (Gen 1:11-12)
Por lo tanto si usted quiere bendiciones, siembre bendiciones,  si usted quiere amistad siembre amistad en la vida de otras personas, si usted quiere que las personas sean amables con usted, sea usted tambien amable con las personas. Cada semilla produce fruto el cual contiene más semillas con las cuales puede volver a sembrar. 
8.- NO SIEMBRE ZIZAÑA QUE ES LA SEMILLA DEL DIABLO, COMO LA REBELDIA, LA DESOBEDIENCIA E INIQUIDAD.  
Muchos cristianos se confunden de semilla y sin darse cuenta empiezan a sembrar mala semilla, esta semilla es del diablo como son los pleitos,  los celos, las contiendas, las disensiones.
la biblia dice:  ¿Quién es sabio y entendido entre vosotros? Muestre por la buena conducta sus obras en sabia mansedumbre. Pero si tenéis celos amargos y contención en vuestro corazón, no os jactéis, ni mintáis contra la verdad; porque esta sabiduría no es la que desciende de lo alto, sino terrenal, animal, diabólica. Porque donde hay celos y contención, allí hay perturbación y toda obra perversa” Santiago 3:13-16.  
ALGUNOS EJEMPLOS DE MALA SEMILLA:
A.    LA SIEMBRA DE REBELDIA, INIQUIDAD, MENTIRA.

·         “Recapacita ahora; ¿qué inocente se ha perdido? Y ¿en dónde han sido destruidos los rectos? Como yo he visto, los que aran iniquidad  Y siembran injuria, la siegan”.  (Job 4:7-8(

·         El que sembrare iniquidad, iniquidad segará, Y la vara de su insolencia se quebrará.  (Prov.22:8)

·         “Habéis arado impiedad, y segasteis iniquidad; comeréis fruto de mentira, porque confiaste en tu camino y en la multitud de tus valientes. Por tanto, en tus pueblos se levantará alboroto, y todas tus fortalezas serán destruidas”..Oseas 10:13-14

LA INIQUIDAD SIGNIFICA: Maldad e impiedad, Rebeldía y Desobediencia extrema, alguien que se ha salido del camino, una perversión de la verdad, doblar la rectitud a una desobediencia deliberada.

9.- SIEMBRE BUENAS SEMILLAS  Y LE PRODUCIRAN UNA BUENA COSECHA.- Dé a Dios lo mejor y siembre sus mejores semillas en la parcela de Dios no en la del satanas.
A.   SIEMBRA EN LA PALABRA DE DIOS. Has alianza con el Señor, apoya la obra evangelística en la iglesia y siembra la palabra: Siembra amor y buenas acciones. El señor dice: “Los que sembraron con lágrimas, con regocijo segarán. Irá andando y llorando el que lleva la preciosa semilla; Mas volverá a venir con regocijo, trayendo sus gavillas”.  (Sal. 124:5-6)

B. SEA GENEROS@ A muchos no les agrada hablar de este tema pero es muy importante. De Dios sus diezmos y ofredas de todo. De lo mejor, rebosantes y generosas. La biblia dice: “Honra a Jehovah con tus riquezas y con las primicias de todos tus frutos.  Así tus graneros estarán llenos con abundancia, y tus lagares rebosarán de vino nuevo”.   (Prov 3:9-10) Hemos venido hablando que toda semilla da fruto segun su género.

C.   SIEMBRA JUSTICIA.- Se justo en todo lo que hagas y digas y dale la gloria a Dios por todo. La palabra del señor dice en proverbios: “Mas el que siembra justicia tendrá galardón firme. Como la justicia conduce a la vida, Así el que sigue el mal lo hace para su muerte. Abominación son a Jehová los perversos de corazón; Mas los perfectos de camino le son agradables”.

ISAIAS 3:10 dice:  “Decid al justo que le irá bien, porque comerá de los frutos de sus manos”

“Sembrad para vosotros en justicia, segad para vosotros en misericordia; haced para vosotros barbecho; porque es el tiempo de buscar a Jehová, hasta que venga y os enseñe justicia”. (Oseas 10:12)

D.   SIEMBRA EN LA CASA DE DIOS.-

    Siembra en ti, en tu familia y en la iglesia. El Señor dice:

  “Sembráis mucho, y recogéis poco; coméis, y no os saciáis; bebéis, y no quedáis satisfechos; os vestís, y no os calentáis; y el que trabaja a jornal recibe su jornal en saco roto.  Así ha dicho Jehová de los ejércitos: Meditad sobre vuestros caminos. Subid al monte, y traed madera, y reedificad la casa; y pondré en ella mi voluntad, y seré glorificado, ha dicho Jehová. Buscáis mucho, y halláis poco; y encerráis en casa, y yo lo disiparé en un soplo. ¿Por qué? dice Jehová de los ejércitos. Por cuanto mi casa está desierta, y cada uno de vosotros corre a su propia casa”  (.Hageo 1:6-9)

A lo primero que el Señor nos manda es a meditar sobre nuestros caminos, ¿esta destruido y abandonado el altar del Señor en tu corazón?, ¿existe apatia e indiferencia por las cosas de Dios? ¿Te sientes triste, desalentado y sin fuerzas para seguir? ¿no crees que es tiempo de restaurar el altar en tu vida? de que subas al monte de la oracion y traigas madera para el clamor y reedifique de nuevo tu vida espiritual?   a

E.   SIEMBRA SABIDURIA, EN RELACIONES SANAS Y DURADERAS.
    Hay muchos problemas en las iglesias porque muchos no han sembrado buena semilla. Los pleitos los celos y las contiendas han desgastado a muchos. Pero la palabra del señor dice: Pero la sabiduría que es de lo alto es primeramente pura, después pacífica, amable, benigna, llena de misericordia y de buenos frutos, sin incertidumbre ni hipocresía. Y el fruto de justicia se siembra en paz para aquellos que hacen la paz”. (Santiago 3:13-18)
9.- SIEMBRE EN BUENA TIERRA Y NO COMA TODA SU COSECHA.-
Ningún granjero escogería sembrar su semilla en un surco sucio o en una carretera de cemento, cuando él ha tenido una porción de tierra con suelo fértil en la cual sembrar "y el que da  semilla al que siembra y pan al que come, proveerá y multiplicará vuestra sementera y aumentará los frutos de vuestra justicia"  (2 Corintios 9:10)
Por lo tanto Dios pone la semilla en nuestras manos por dos razones: (semillas de paz, amor, misericordia,  fe, justicia, reconciliacion, economicas etc)
1) Para tener pan para comer, es decir para las necesidades diarias.
2) Semilla para sembrar, lo que significa para invertir en  su Reino. Si eligiésemos comer todas nuestras semillas, no dejaríamos nada para sembrar y así tener futuras cosechas,
cuando usted cosecha financieramente asegúrese de diezmar sin demora. 
Óseas 4: 6 dice: "Mi pueblo es destruido porque carece de conocimiento.
(muchos nos quedamos con la idea de que el pueblo fue destruido porque no tuvo la oportunidad de tener el conocimiento para salvarse, pero no fue asi, el texto continúa diciendo):
Porque Tú has rechazado el conocimiento, yo te echaré del sacerdocio; y porque te has olvidado de la ley de tu Dios, yo también me olvidaré de tus hijos”.  DIOS TE BENDIGA


¿Se siente atrapado por el desánimo? Si es así, no es el único. En algún momento, a todos se nos frustran las esperanzas. La desilusión es la reacción inicial normal



¿Se siente atrapado por el desánimo? Si es así, no es el único. 
En algún momento, a todos se nos frustran las esperanzas. La desilusión es la reacción inicial normal. Pero si perdura durante mucho tiempo, puede convertirse en desánimo. Cuando eso sucede, no hay ninguna sensación de gozo o satisfacción, no importa lo que usted haga.

Las circunstancias que dan lugar a estas emociones pueden ser inevitables, pero la manera de responder la decidimos nosotros. Podemos dejar que la tristeza abrume nuestra alma, o enfrentar la situación con valentía y traerla a Aquel que puede ayudarnos.

Vivir con desánimo divide la mente, haciendo difícil enfocarse en algo que no sea nuestra aflicción. Entonces la ira nos invade, y buscamos a alguien a quien culpar —ya sea a Dios, a otras personas, o a nosotros mismos.

La frustración manejada incorrectamente puede convertirse en desesperación, la cual, a su vez, puede alejarnos de los demás —la gente no disfruta de la compañía de alguien amargado y derrotado. 

Este aislamiento conduce a baja autoestima. Por último, podemos tomar decisiones equivocadas basadas en nuestros sentimientos y emociones, en vez de la verdad. Obviamente, elegir esta actitud autodestructiva no es lo que Dios quiere para nosotros.

Aunque todos enfrentamos la decepción de vez en cuando, los creyentes no debemos sumirnos en ella. En vez de eso, Dios quiere que le confiemos todo —aun nuestras expectativas no satisfechas y las tristezas más profundas. Recuerde que hay un propósito divino en todo lo que Él permite que toque la vida de sus hijos (Ro 8.28).

LA ANSIEDAD Y SU SOLUCION EN LA BIBLIA

LA ANSIEDAD Y LA BIBLIA

Es usted una Persona Ansiosa?
Dia a dia debemos enfrentar la tentacion de caer en las garras de la ansiedad, ese sentimiento de vertigo en el que todo pareciera resumirse en las expresiones: -Lo quiero ahora, ya, en este momento, no puedo esperar mas.
Ahora bien, es interesante descubrir que la ansiedad no hace que las cosas se aceleren. Al contrario: suele generar desequilibrios fisicos, emocionales y espirituales, llevando irremediablemente a la perdida de la paz que tanto necesitamos para vivir en plenitud.

Como Vencer la Ansiedad?

Mateo 6:25-34 : Por tanto os digo: No os afaneis por vuestra vida, que habeis de comer o que habeis de beber; ni por vuestro cuerpo, que habeis de vestir. No es la vida mas que el alimento, y el cuerpo mas que el vestido? Mirad las aves del cielo, que no siembran, ni siegan, ni recogen en graneros; y vuestro Padre celestial las alimenta. No valeis vosotros mucho mas que ellasí Y quien de vosotros podra, por mucho que se afane, añadir a su estatura un codo? Y por el vestido, por que os afanaisí Considerad los lirios del campo, como crecen: no trabajan ni hilan; pero os digo, que ni aun Salomon con toda su gloria se vistio asi como uno de ellos. Y si la hierba del campo que hoy es, y mañana se echa en el horno, Dios la viste asi, no hara mucho mas a vosotros, hombres de poca fe? No os afaneis, pues, diciendo: Que comeremos, o que beberemos, o que vestiremosí Porque los gentiles buscan todas estas cosas; pero vuestro Padre celestial sabe que teneis necesidad de todas estas cosas. Mas buscad primeramente el reino de Dios y su justicia, y todas estas cosas os seran añadidas. Asi que, no os afaneis por el dia de mañana, porque el dia de mañana traera su afan. Basta a cada dia su propio mal.
En las palabras de Jesús expresadas en aquellas líneas encontramos cinco principios para vencer la ansiedad:
1. Coloque a Dios en primer lugar en su vida. Pongan toda su atencion en el reino de los cielos y en hacer lo que es justo ante Dios, y recibiran tambien todas estas cosas (necesarias para la vida) (Mateo 6.33). Busque a su Creador y permita que El sea el numero uno en todo.
2. Tenga una actitud positiva ante la vida. No se preocupen por lo que han de comer o beber para vivir, ni por la ropa que necesitan para el cuerpo. ¿No vale la vida mas que la comida y el cuerpo mas que la ropa? (Mateo 6.25). Valore aquello que es lo mas importante. La vida tiene mayor valor que todo lo demas.
3. Confie en que Dios conoce sus necesidades. Ustedes tienen un Padre celestial que ya sabe lo que necesitan (Mateo 6.32). Nuestro Creador es bueno, misericordioso y jamas abandona a quien se acerca ante El con fe y confianza.
4. Crea que Dios proveera lo necesario para sus necesidades. …y recibiran tambien todas estas cosas (Mateo 6.33). Dios, que nos da la vida, tambien dara el sustento para que podamos vivir en paz.
5. Evite especular con el futuro. No se preocupen por el dia de mañana, porque mañana habra tiempo para preocuparse. Cada dia tiene bastante con sus propios problemas (Mateo 6.34)La ansiedad nos lleva a vivir preocupandonos por lo que no tenemos, cuando en realidad debemos vivir un dia a la vez, proyectandonos – es cierto – hacia el futuro, pero sin permitir que la ansiedad carcoma nuestra paz y nuestra felicidad.
Comience hoy mismo a aplicar estos principios practicos a su vida, y vera como la ansiedad dara lugar a la tranquilidad de espiritu que tanto necesita para vivir en forma plena.